Empieza diciéndonos qué buscas:

Motivos por los cuales las mujeres son infieles

Las infidelidades, dentro de la pareja, son más comunes de lo que pensamos. La sociedad en la que vivimos o el cambio de rol en la mujer (dentro de la familia) han permitido que los matrimonios sean más libres y, por lo tanto, tengan mayores tentaciones. El mundo de Internet ha hecho también muchos estragos en la confianza de las parejas. Siempre se ha dicho que los hombres son más infieles que las mujeres. Sin embargo, cada vez son más féminas las que se apuntan a la idea de vivir una aventura y/o tener un amante. Pero ¿qué motivos mueven a las mujeres a ser infieles?

Motivos por los cuales las mujeres son infieles

Causas por las que una mujer es infiel

La infidelidad es uno de los actos más difíciles de perdonar en una pareja. Demuestra falta de lealtad, fidelidad y confianza. El pacto de unión entre ambos se rompe y es muy complicado que vuelva a lograrse de la misma forma que al principio. Aún así, ¿por qué se produce? Muchos estudios psicológicos han ahondado en esta cuestión y llegan a separar los motivos que mueven a los hombres a ser infieles de los que motivan a las mujeres para engañar a sus parejas. Las causas son muy similares, pero las diferencia el orden en el que se producen. Estos son los motivos que hacen a las mujeres infieles:

1. La monotonía: no salir de la rutina, acomodarse y no buscar actividades para compartir en común son circunstancias que suelen hacer que las mujeres se aburran y busquen hombres que les den nuevas ilusiones en la vida. La pasividad cansa y las mujeres necesitan mucha atención.

2. Crisis en la pareja: todas las parejas pasan por momentos complicados y quien diga lo contrario, miente. Si, durante esas crisis, la pareja se abandona, en lugar de buscar soluciones, es posible que la mujer busque sentirse reconfortada en los brazos de otro hombre.

3. La falta de comunicación: no hay nada peor, para una pareja, que no saber comunicarse. Expresar al otro lo que quiere y cómo se siente. Dejar de compartir los sentimientos y las necesidades es otro motivo para las mujeres infieles.

4. Por evasión: es una de las formas que tienen las mujeres para escapar de sus problemas conyugales. Evadirse y olvidarse de todo lo malo al lado de otra persona que no sea su marido. Las mujeres sufren mucho estrés, debido a la multitud de responsabilidades que se les acumulan: trabajo, hijos, problemas en casa, etc. Huir a la cama de otro es, para muchas, la salida.

5. La venganza: el despecho, en una mujer engañada previamente o abandonada por otra persona, lleva a muchas a cometer su primera infidelidad. Siguen con sus maridos, pero saben que existe una amante y ellas no van a ser menos.

6. Por amor: Internet está siendo una de las principales vías para ser infieles. Este tipo de infidelidad es en un principio emocional, pero suele ser la más peligrosa. Aquí no hay solo sexo. Se mezclan los sentimientos, la complicidad con la otra persona y hasta el enamoramiento. Al final, ambos sienten la necesidad de quedar y verse. Comienza una situación complicada, de la que es difícil escapar y por la que muchas parejas acaban separadas.

7. El reserva: muchas mujeres desean abandonar a sus parejas, pero no conciben la idea de estar solas. Por este motivo, durante un tiempo, buscan un sustituto que, en el momento de dejar la relación, esté ahí para ellas.

En otras ocasiones, nos encontramos con parejas que mantienen lo que se conoce como una relación abierta. En este tipo de relaciones, ambos permiten al otro tener relaciones sexuales con otras personas. Muchos de ellos afirman que esto refuerza el compromiso y la relación porque se trata de sexo consentido. En este tipo de acuerdo entre parejas, no existen la mentira o la traición. Simplemente, se permite al otro disfrutar del placer carnal con otra persona. Se supone que los sentimientos no entran en juego, en las relaciones abiertas, porque, de otro modo, empezaría a haber una infidelidad real, que puede poner en peligro la relación.

¿Con quién prefieren ser infieles las mujeres?

La liberación de la mujer, en el ámbito sexual, ha permitido que las mujeres puedan ser tan infieles como los hombres. Ya no se reprimen ni se conforman. Buscan su bienestar y placer, aunque no lleguen en su propia casa y con sus maridos. En este sentido, las féminas tienen sus preferencias:

1. En el trabajo: el 36 % de las mujeres reconoce que su primera infidelidad tuvo lugar con su jefe o un compañero de trabajo. El lugar de trabajo es uno de los sitios donde más horas pasa una persona habitualmente, por lo que los vínculos que se desarrollan en él, normalmente, son de amistad y admiración. Esto puede explicar que las mujeres infieles prefieran a un jefe o compañero de trabajo, para su satisfacción.

2. Con los amigos de su marido: ¿quién no le ha contado las penas al amigo íntimo de su pareja? Esas conversaciones de desahogo buscando la aprobación del otro suelen acabar en una infidelidad. La mujer, la mayoría de las veces, no busca, simplemente, sexo, sino alguien que tenga capacidad de reconfortar.

3. Con sus propios amigos: esta opción es muy parecida a la anterior y lo único que la diferencia es que no existe vínculo directo con la otra parte de la pareja, es decir, la engañada.

4. Los ligues de una noche: ocupan tan solo el 18 % de las estadísticas de infidelidad, en la mujer. Lo mismo sucede con los ligues virtuales, con tan solo un 16 %.

En definitiva, muchas mujeres son infieles, a día de hoy. Sus motivos y elección de amantes, tal vez, sean diferentes a los de los hombres, pero no cabe duda de que ya no hay tapujos ni represión. Desean ser amadas, deseadas y satisfechas sexualmente. Y, si no lo logran, en su pareja, saben dónde encontrarlo. Porque, hoy en día, la búsqueda del placer es algo tan necesario y normal como la satisfacción de cualquier otra necesidad humana.

Últimos artículos ver todos los artículos

Existen muchos motivos para establecer nuevas dinámicas sexuales en tu relación. Quizás el...

Hace poco conociste a alguien, quizás en un viaje o en una cena con unos amigos, pero resulta...

Sí, lo sabes de sobra: cuando se habla de sexo no solo es penetración , pero seguro que cuando...

Alcanzar el orgasmo femenino no debería ser tomado a la ligera . A veces puede resultar...

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la accesibilidad y elaborar información estadística sobre su navegación. Si sigue navegando, consideramos que acepta su uso. Para más información visita nuestra Política de Cookies .